CORAZÓN SIN LOBO

CORAZONTRAMPA.png

El corazón, el mío,
es sangre ardiente y sangre fría a la deriva,
a veces ratón, a veces trampa;
en el espejo desde donde mi alma observa mi cuerpo, todo se ve diferente:
hay una mujer desnuda que sonríe como niña, por robar a una anciana su sabiduría,
del otro lado una jaula de mariposas repleta de huesos,
nublada por la sempiterna duda del amor,
hay manzanas con gusanos
flores marchitas,
un bosque sin Caperucita,
las migajas de Hansel y Gretel en un camino que nadie transita,
un lobo jubilado de sus oficios,
Y un celador ciego en su silla.

El cuerpo devuelve la mirada y se contempla perplejo…  ¡Acompáñame alma que tengo miedo!
Su reflejo le guiña un ojo:
¡Te faltan corazones rotos!

Anuncios

El desahucio de la palabras.

anabw.png

Yo no pretendía adueñarnos de la palabra “eternidad”,
Pero si tal vez de algún gerundio:
Nos vamos conociendo, adaptando, queriendo, enamorando.
O quizás materializar un verbo,
y convertirlo en pretérito para condecorarlo con un extensivo y constante presente.
Por ejemplo: esperar.
Y luego no hacerlo más.
No soy de las que suele ver el reloj,
¡Mucho menos el calendario!
sin embargo contaba los días y las horas,
y entendí de que trata el desdén del tiempo:
Se puede vivir una vida entera en un segundo,
también es posible morir es lo que dura un suspiro;
normalmente morimos más veces de las que nacemos.

Nos condenamos a infiernos y purgatorios,
Caminamos en círculo,
encontrándonos con nuestras propias huellas que por razones incomprensibles obviamos,
y repetimos el giro una y otra vez,
de ahí la certeza humana de tropezar con la misma piedra y agarrarle cariño.

Pretendemos que la felicidad sea una consecuencia de los recuerdos,
cuando sucede lo contrario,
Nos aferramos a los momentos,
por eso cada esquina,
cada pared,
cada cielo al intemperie,
es apabullante y trae consigo una ráfaga de lo que fue ¡Y ya no más!

#ANDIOR
#SoyAnDiOr
#AnDiOrIRREVERENTE

CAPÍTULO -Ciento y pico- “2017”

Al final la flecha llegó al hueso, perforó músculos y arterias;
Y caló.
Se trataba de un corazón ya fracturado,
sístole, diástole, repletas de demonios,
poca sangre caliente,
por eso mis manos frías,
por eso mi tristes ojos,
pero no guardaban ya tristezas
estabas vacíos para llenarse de nuevas tempestades,
-yo apostaba a la felicidad, pero ella tan fortuita e inoportuna-
dilatados también, para contemplar luz y belleza donde otros veían oscuridad,
asertivos a la magia sin conejos,
¿Qué esperaban? ¡Soy escritora!
es imposible no sentir, no apasionarme, no distraerme, no ahondar con entusiasmo en las pequeñas cosas, por las que soy capaz de desnudarme en letras,
¿Qué pretendían? ¿Qué no sintiera?
yo estoy llena de sentimientos,
que en su mayoría yo misma no entiendo,
Pero soy genuina y real, yo amo con osadía, río con estrépitosa alegría y no lloro… ¡Profusamente lluevo!
Entonces ¿cómo no inmortalizar cientos de tomos, usando su nombre como duende?
Yo creo en las causas de las cosas justas,
de lo que no está escrito pero sucede,
creo en los besos bajo las estrellas,
creo en las mentes empoderadas,
a veces incluso en las mentiras,
en los suspiros y en las paredes, que ahogan gemidos y crean musas,
Tengo certeza de lo que quiero,
aunque mi norte parezca incierto,
me preparo para intensas batallas contra dragones, pero termino devorada por las hormigas,
le tengo miedo a algunos santos,
sobretodo al que te apadrina,
pues roba a los inocentes,
Y da medallas a quien subestima,
pedacitos de inconstante cielo,
con una luna para no aullar,
que se aprovecha de las almohadas,
de los “NO amantes”,
en su lucha para no amar,
flotan inertes en la corriente,
de una concurrida pasión,
que se empeña en ser fantasma,
que mi sonrisa no los confunda,
esa flecha que me gustaba me dio a mi en el talón. ¡Me he convertido en TroyANA!
#ANDIOR
#SoyAnDiOr
#AnDiOrIRREVERENTE

CAPÍTULO 109 “2017” -Venezuela y su NO independencia-

Lo dijo el buen Neruda “Para tu libertad bastan mis alas”; le responde esta extraña Ana ¿De qué nos sirven las alas si no sabemos volar?
 
Juan Lovera dejó en su oleo constancia de venezolanos revolucionarios, pero no en el malversado sentido de la etiqueta #Revolución que ha asignado el moribundo gobierno, somos los descendientes de esa corajuda sociedad, ahora un poco más sabia, mucho más pobre y definitivamente cruenta; ¡Aquel 19 de Abril no se derramó sangre! pero ahora no tenemos a un Emparan capaz de dimitir con humildad, porque pese al absolutismo, fue varón humilde, que tras la solicitud del pueblo, no “quiso mandar más”; nuestro nuevo “Capitán General” es un Nicolás, le acompaña un circo de babuinos con corbatas rojas y bolsillos llenos de verde, con la absoluta determinación de no escuchar a los congregados ahora en esta Plaza Mayor de 916.445 km² que lleva siglos creyéndose libre y soberana y ha crecido en medio del escepticismo de que con una vez era suficiente; dos siglos después aún muchos parecen convencidos de vivir en libertad.
 
Aparentemente mucho menos tenemos a un ejército valiente que honra, cuida y respeta a la patria a la cual también pertenecen, nada heredaron de aquellas Fuerzas Armadas de hace 207 años, que bajaron sus armas y se unieron a la lucha por la independencia; necesitamos quizás a un nuevo Francisco Salias que sea capaz de tomar por el brazo a este nuevo Emparan y lo obligue a dar la cara (¡A pesar de los huevos!) al pueblo que ni siquiera le confiere la nacionalidad y con ello, esta encarnación de “ Hidalgo y Pancho” sin Sancho , quizás con panza ¡Que importa! otro Francisco ( y sueño con la utopía que tenga visión de Miranda) ganar la ovación, apoyo y aplausos de los soldaditos desplomados y del resto de la sangre tricolor que han perdido las estrellas, tras seguir con fervorosa adicción a la Liga de los Villanos de esta saga de 20 años, que han cambiado en detrimento la historia de nuestra tierra.
 
Yo firmaría cualquier Acta de Independencia ¡Y ayudaría a redactarla! que destituya por fin a esta Capitanía General CUBANA, escuchen bien: ¡No lo queremos, no lo queremos!
Para ser América, primero seamos Venezuela, que Si existe en Nación y como aquellos cantos frente a los calabozos de quienes merecían exilio, elevamos también con orgullo nuestro himno, a las carracas que esperan a todo el circo babuino, “sí el despotismo levanta la voz seguid el ejemplo que aquella Caracas de 1810 dio”.
 
¡Abajo Cadenas!
#ANDIOR

CAPITULO 96 “2017” -74 años de Le Petit Prince-

“Yo no debía hacerle caso nunca hay que hacer caso a las flores, basta con mirarlas y olerlas. Mi flor embalsamaba el planeta, pero yo no sabía gozar con eso.” Le Petit Prince

Hoy hace 74 años ese Príncipe ingenuo de un planeta lejano, que no era otra cosa que su propia vida y sus ganas de aprender y comprender al universo y sus habitantes, haciendo preguntas que se dan por hechas y parecen no interesar a nadie, pero que en el fondo son la esencia de la existencia misma, este inocente empezó a cambiar la perspectiva del amor, de las flores, los sombreros, las estrellas, los corderos, los zorros y las boas…

Pero en un lugar lejano de su galaxia (aqui) aún muchos no han comprendido o no han querido hacerlo, que la rosa es Venezuela: nuestro amor, nuestro orgullo, herido en todo el alcance de la palabra, ¡Única entre tantas! , tan hermosa que embalsamaba a la Tierra y no sabíamos disfrutarlo, aún no sabemos, pero justo ahora los Baobabs (nueva raza: Comu- un-nazi) nos impiden ver lo maravilloso de esta mujer y se avocan en convertirnos a todos en activos volcanes de constante erupción, ahora todos corderos atrapados en cajas, que en el sempiterno tobogán que nos hace “un peu difficile” la búsqueda soluciones creativas, hacemos daño a quienes nos rodean, sin querer.

Los zorros se han marchado, y a la distancia de la luz que marca la diferencia de husos horarios no es mucho lo que puedan hacer, solo escuchar nuestros problemas ¡como buenos zorros! Pero su discernimiento está copado por la realidad que nosotros los “no habitantes” de esos lugares, también merecemos ¡Pero no es culpa de ellos! solo tuvieron un poco de suerte, pero por ser especiales, su felicidad de alguna manera es nuestra.

En este capítulo de la historia, aquí seguimos los herederos de este reinado, disputando la corona, todos un poco príncipes, pero les recuerdo : más corderos; sin saber aún domesticar nuestra rosa, por eso se marchita, sus espinas son sólo recordatorios, de todo el fanal que carece, aún faltan las consecuencias, no se crean que “c’est la fin”, en estos momentos apenas somos testigos de la caída de sus pétalos, pero aún la conservamos, para bien o mal, aún sigue ahí, postrada ante la espera de lo que parece su inminente pérdida ; y se imaginan : No tenerla como ahora y sentir sus pinchazos, sino de verdad sin ella, darle la espalda a la fértil y amada que nos vio nacer, crecer, arrullarnos en sus brazos, la que nos dio la teta, a tantos a la vez ¿Qué sería de nosotros sin nuestra rosa, Venezuela?

Mientras hayan tantos faroleros trabajando servilmente por las razones equivocadas para los avariciosos cerdos … ¡Perdón eso es de Rebelión en la Granja!, pero ya ven Orwell y Exúpery nos cuentan la misma historia con diferentes palabras, no se si ya es por falta de cordura o exceso de imaginación, pero a veces creo que todos los libros del mundo son una profecía de nuestro país.

¡Quiero que todos seamos “Aviador”!

#ANDIOR

CAPÍTULO 80 “2017” -DÍA MUNDIAL DE LA POESÍA-

¿JUGAMOS? A continuación un popurrí con aproximadamente 15 o más de los mejores poetas del mundo (según mi criterio), si los reconocen comenten

“Toco con un dedo el borde de tu boca; cuando la noche está estrellada, y tiritan, azules, los astros, a lo lejos, y mientras estaba la mar en calma, la luna estaba crecida, moro que en tal signo nace no debe decir mentiras, y me basta cerrar los ojos para deshacerlo todo y recomenzar, hago nacer cada vez la boca que deseo ¡Yo no sé que te diera por un beso!

Mis padres me engendraron para el juego arriesgado y hermoso de la vida, Oh vida, copa clara, de pronto te llenas de agua sucia, de vino muerto; en la negra distancia de lo eterno, si tallas la sombra con tu lima blanca, ¡oh, camino! y mientras al andar hago camino, ese caminar es tranquilo de estrella o primavera sin premura, ¡Ay, amor, bajo el naranjo en flor! Te encuentro desvelada , con tus húmedos labios conociendo la ciencia de perder en el fondo de un lecho la conciencia, con la boca llena de flores o de peces, de movimientos vivos, de fragancia oscura, entonces me miras, de cerca me miras, cada vez más de cerca y entonces jugamos al cíclope y secas todas las lágrimas en tus senos triunfales y te pregunto, pálido, a cada hora: ¿Estás conmigo aún? ¡Ay, no te alejes! No haremos el amor, él nos hará.

Hay besos que pronuncian por sí solos la sentencia de amor condenatoria; ¡No importa! Que procedas del cielo o del infierno, ¿qué importa?, ¡Oh, Belleza! ¡monstruo enorme, horroroso, ingenuo! Si tu mirada, tu sonrisa, tu piel me abren la puerta de un infinito que amo y jamás he conocido; y te aclaro que todas las parcelas de mi vida tienen algo tuyo y cuando digo todas las parcelas, no me refiero solo a esto de ahora, a esto de esperarte y aleluya encontrarte, y carajo perderte, y volverte a encontrar, y ojalá nada más; cada vez que te vayas de vos misma no olvides que te espero en tres o cuatro puntos cardinales.

Cada noche juntos son la confidencia extra seca y sin hielo; ¡Ay de mi Alhama! desnuda eres tan simple como una de tus manos, lisa, terrestre, mínima, redonda, transparente, tienes líneas de luna, caminos de manzana, con el alma ¡tu alma! de a quien todo un dios prisión ha sido, venas que humor y médulas que han gloriosamente ardido ; ¿Qué es poesía…? ¿Y tú me lo preguntas? ¡Poesía… eres tú!

Ahora ¡TE VAS! Solo por unos días, amada inolvidable, me hizo feliz la vida tu noble compañía: ya el hado nos separa fatal e inexorable, y a tu barquilla tiende la hiende la inmensa lejanía; Me queda tu sonrisa dormida en mi recuerdo, y el corazón me dice que no te olvidaré; pero, al quedarme solo, sabiendo que te pierdo, tal vez empiezo a amarte como jamás te amé.

Abandonado como los muelles en el alba, es la hora de partir, ¡oh abandonado! Y me moriré en París con aguacero, un día del cual tengo ya el recuerdo. Me celebro y me canto a mí mismo, miro el mar infinito ¡No me cierren sus puertas! ¡Oh capitán, mi capitán! ¡Oh yo, vida! está linda la mar, y el viento, lleva esencia sutil de azahar; yo siento en el alma una alondra cantar; tu acento. ¡Por favor! No te vayas Margarita, te voy a contar un cuento.

#ANDIOR NO ¡Ellos!

CAPÍTULO 79 “2017”

ESTA SEMANA SOY: Acción, energía, pasión, sonrisa, fuerza, paciencia, optimismo, luz, dulzura, suavidad, bondad, justicia, ternura, rojo, fuego, globo de helio, perfume, abrigo, gata, profundidad, horizonte, calor, sol, luna, estrella, mariposa, manzana verde, paz, salud, prosperidad y amor.

#ANDIOR

CAPÍTULO 73 “2017” (DEUDA)

Las mujeres de ahora venimos con sistema de auto riego; nosotras solitas nos echamos agüita, amor propio le llaman algunas, otras le apodan “elección”, lo cierto es que si no lo hacemos nos secamos; se ha perdido esa costumbre longeva (tan bonita) del cortejo y el detalle: la flores, las cartas, las palabras dulces, la sorpresa; sistemas de riego tan fáciles pero tan complejos, antes los hombres andaban a caballo, recorrían distancias, enviaban poemas con algún emisario, ahora que todos estamos más cerca, nadie tiene tiempo ¡ironía! muchos esperan el “momento perfecto” obviando que no existen tal perfección y que la espera si bien es un aliciente, cuando no se motiva, resulta ser una muerte lenta.
#ANDIOR

CAPITULO 72 “2017” (Deuda)

Por ahí dicen que el interés que se nota y el desinterés mucho más; a esta altura de la existencia no estamos para cosas a medias, merecemos TODO completo. Entonces no miradas por el rabillo del ojo, sino de esas profundas que te arrancan el alma en un suspiro, no besos simples de “Hola que tal!, sino de colores, sabores e intención evidente, no un “yo también” sino manifestaciones voluntarias con iniciativa, no “algún día o muy pronto” sino fecha, hora y lugar, no un “luego”, sino un AHORA, incluso no un pasado, ni un futuro, sino un Presente; porque lo que va por el carril de la constancia, las ganas y la voluntad, llega lejos.

#ANDIOR